Entrevista Pía Argagnon
Entrevista Pía Argagnon
02/12/2016

Desigualdades: ¿y por casa cómo andamos?

Una encuesta realizada por el CINEA muestra las diversas desigualdades de los hogares de nuestro país. Para analizar los resultados Graves y agudas conversó con Pía Argagnon*.


Entrevista Pía Argagnon [Descargar]

La Universidad Nacional de Tres de Febrero, a través del Centro de Investigación en Estadística Aplicada (CINEA), realizó el estudio “Género, trabajo doméstico y cuidado”, que arrojó que la mayoría de las tareas domésticas son realizadas por las mujeres, sobre todo en hogares de menor nivel educativo; y, en ese sentido, el 83% manifestó que los varones deberían participar más en el cuidado de los hijos y los enfermos.
El informe advierte que, en los hogares de dos o más miembros, menos de la mitad de los hombres y mujeres realizan por igual las tareas domésticas: un 42% comparte la limpieza del hogar; el 37%, la cocina; el 47%, las compras; el 35%, los trámites; y el 14%, las reparaciones.
Y en los casos en que la ayuda no es mutua, la mujer es quien más realiza las tareas de la casa: el 49% de las mujeres cocina; el 45% se encarga de la limpieza; el 36%, de realizar las compras; y el 38%, de realizar trámites frente al 13%, 7%, 16% y 26% de los hombres respectivamente.
Los varones tienen más intervención en la reparación y arreglo de la vivienda (56%), frente al 10% de las mujeres. En tanto que, según el estudio, en los hogares se recibe ayuda de terceros para la limpieza en un (6%), la cocina (1%) y reparaciones (20%).
Con estos resultados, el 86% del total de los entrevistados opina que las labores domésticas deben hacerse de manera conjunta entre ambos sexos, en lo que coinciden tanto las mujeres (88%) como los varones (84%). En tanto, el 49% de los encuestados cree que el cuidado de menores y enfermos debe ser una tarea compartida por ambos hombres y mujeres.
El estudio “Género, trabajo doméstico y cuidado” buscó conocer las percepciones de los sujetos del Área Metropolitana de Buenos Aires sobre la distribución de la carga de trabajo asociado a las tareas domésticas y las prácticas de cuidado en los hogares, para determinar qué cuestiones favorecen o perjudican la equidad de género, así como la evaluación de las acciones emprendidas por el Estado en la materia.
“Si bien a nivel discursivo la igualdad de género posee fuerte legitimidad y se considera deseable que exista una distribución equitativa de las responsabilidades que hombres y mujeres deben asumir, son ellas quienes aún siguen cargando con la mayor parte del trabajo no remunerado. Incluso más, los datos expresados refuerzan la noción de que, a pesar de la creciente inserción de las mujeres en el mercado laboral, gran parte de las tareas domésticas y de cuidado estarían en manos de mujeres que viven o no en esos hogares”, destacó el informe.
Y concluyó: “Es necesario que se amplíen las acciones del Estado dirigidas a promover la equidad de género, ya sea concientizando sobre la materia o impulsando políticas públicas que garanticen derechos y reviertan la discriminación de las mujeres en el mercado del trabajo. Solo así se consolidarán los pasos hasta ahora dados en torno a la distribución equitativa y colaborativa de las tareas domésticas y de cuidado que afrontan los hogares”.

 

*Pía Argagnon es Licenciada en Sociología. Investigadora del Centro de Investigación en Estadística Aplicada (CINEA) de la Universidad Nacional de Tres de Febrero (UNTREF). Integrante del equipo de investigación del informe: “Género, trabajo doméstico y cuidado”.


PROGRAMA: Graves y Agudas

NOTICIAS RELACIONADAS

17/09/2018 | Noticias

“Las niñas y niños son sujetos de derecho“


06/09/2018 | Noticias

'Me autopercibo lesbiana, desde un posicionamiento político'